Spread the love

Existen sucesos geológicos denominados remociones en masa que consisten en la movilización rápida o lenta ladera abajo de un determinado volumen de suelo o roca producto de la gravedad (sinónimo coloquial “derrumbe”). Estos eventos son desencadenados por diferentes factores, las precipitaciones es uno de ellos. Con este factor se hace presente con mayor intensidad en la época invernal, entonces podemos decir que en los meses de mayo-junio-julio-agosto es donde existe una mayor probabilidad de que ocurran este tipo de remociones.

El día 15 de julio en el borde costero de Concón (altura casa de piedra) ocurrió una remoción en masa del tipo de caída de roca, esto producto de las altas precipitaciones observadas en las últimas semanas, ya que la presencia de agua cambia las condiciones de estabilidad del material desestabilizándolo, además dicha zona en particular (y en general el borde costero) presenta una alta susceptibilidad a sufrir remociones en masa debido principalmente a la alta pendiente que presenta la ladera producto de la alta intervención antrópica que existe en el borde costero.
 
Los impactos que pueden tener estos sucesos en la población pueden ser mitigados con medidas ingenieriles asociadas principalmente a métodos de contención de los taludes idealmente ligados a estudios geológicos previos.
 
En mi proyecto de tesis guiado por el geólogo PhD Harry Esterio “Susceptibilidad a la remoción en masa y factores condicionantes en el borde costero de Concón y Viña del Mar” se estudia la susceptibilidad a la remoción en masa que tiene el borde costero y se analizan los factores que condicionan y desencadenan estos eventos geológicos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.